¿QUÉ DEBES CONSIDERAR ANTES DE ADQUIRIR UN POTENCIADOR SEXUAL?

La disfunción eréctil es uno de los temas de conversación más vergonzosos entre los hombres. Muy pocos admitirían abiertamente sufrir esta patología, que impide mantener el pene erecto durante encuentros sexuales. A pesar de esto, hay que considerar que es bastante común en un 20% de la población masculina entre 20 y 70 años. Existiendo múltiples soluciones naturales y farmacéuticas, capaces hacerte tener una erección nuevamente.

A continuación, hay algunos puntos que deberías de considerar antes de ir en búsqueda de cualquier potenciador sexual, y que esto ayude a conseguir un pene erecto sin que afecte tu vida sexual o tu salud en general:

¿A que nos referimos con potenciador sexual?

Con un potenciador sexual nos referimos sencillamente a las soluciones que existen para este problema, ya sea natural o farmacéutico, que permitan conseguir una erección en hombres con o sin disfunción eréctil. Debemos de considerar, que no solo existe el viagra y las pastillas.

También existen jugos con vitaminas naturales que revitalizan el apetito sexual e incluso supositorios y otros tratamientos médicos no orales. No se deben confundir con los afrodisiacos, que son estimulantes que carecen de cierta comprobación científica.

Identifica el problema con un especialista

Como hemos mencionado anteriormente, este es un problema que afecta en un alto porcentaje a la población masculina. Por lo tanto, no debería ser un problema o motivo de vergüenza visitar a tu especialista, aunque si resulte incómodo. Es la vía más segura para encontrar soluciones y vuelvas a disfrutar los beneficios de ser sexualmente activo.

El médico especialista, debería ser la persona capaz de guiarte en un principio y adquirir un potenciador sexual por la vía segura, informándote los riesgos y escogiendo el farmacéutico más indicado según el origen del problema. Aunque en su mayoría es algo que se manifiesta con la edad, también influyen otros farmacéuticos o hábitos de vida.

Aléjate de la automedicación

Como es un problema que sin duda resulta incómodo de discutir, es importante no acudir a los tratamientos y potenciadores sexuales, al menos sin medicación o recomendación previa del especialista. No todos los farmacéuticos reaccionan de igual manera y el no saber algunos de sus efectos secundarios podría ser nocivo para la salud.

Lo más importante, es que estés consciente de que es un problema común para muchos hombres y que eso no quiere decir que no vuelvas a gozar nunca más de una vida sexual plena, existen soluciones con muy pocos efectos secundarios gracias a los avances médicos.

Solo debes considerar que estos potenciadores sexuales, son tratamientos en su mayoría delicados, con los deberás vivir de ahora en adelante. Lo ideal es conseguir la erección por la vía más segura y legal, siempre acorde a tu historial médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *